El fútbol gaélico sigue creciendo en Galicia

Hace poco, hicimos una entrevista a Diego Fernandez Meijide. Diego es el Responsable de relaciones de prensa del GAA gallego. Ya sabíamos un poco sobre el lazo entre Galicia e Irlanda, pero hablar con el señor Fernandez Meijide nos ha mostrado cuánto tenemos en común con esta región de España. A través de este artículo se harán constantes referencias a la conversación que mantuvimos.

 

Hay muchos lazos culturales entre España e Irlanda. Ya sea porque te creas el mito del joven español, Breogán, hijo de Ith, y sus seguidores, quienes descubrieron Irlanda y la arrebataron de las garras de Tuatha de Danann; o quizás aprecies la pasada unidad celta de ambas naciones; incluso simplemente eres un estudiante español o aupair. Da igual por qué razón, no se puede negar que son dos zonas están relacionados muy de cerca.

 

La región celta de España, Galicia, es sin duda alguna la que más conexión comparte con Irlanda. Galicia comparte muchas tradiciones que nos recuerdan su pasado celta. Diego nos comentó que el sonido de gaitas por las calles y la música tradicional son unas de las cosas que compartimos con nuestros vecinos ibéricos. Podrías pensar, siendo justos, que eso son cosas celtas típicas y no puedan ser vistas como algo exclusivo de Irlanda. Sin embargo, los gallegos se han ido adaptando como pez en el agua en uno de nuestras tradiciones celtas propias: el fútbol gaélico. Hay más equipos de fútbol gaélico en otras partes de España. Aún así, con un impactante número de 11 clubes y 18 equipos en total, cobertura televisiva de los partidos, y con casi una totalidad de jugadores nativos (Gallegos), en efecto, esto es un caso bastante intrigante. En este artículo nos centraremos en apreciar el sonado éxito que el fútbol gaélico está teniendo en Galicia, por qué ha pasado, y además especularemos sobre cómo el GAA podría enriquecer una oportunidad de oro para su expansión.

 

Cómo empezó todo?

 

Durante la entrevista, Diego me contó que Wences Zapata está en gran medida acreditado como el casamentero en esta historia de amor. Wences vino a Irlanda, e inmediatamente se enamoró perdidamente del deporte. Después, volvió a su ciudad natal de A Coruña y estableció un equipo, Fillos de Breogán de A Coruña. Al principio sólo eran unos cuantos colegas pasándose la pelota un rato. Más tarde, otros equipos se crearon y las rivalidades comenzaron. Dichas rivalidades, como todos sabemos, son el pilar de un deporte competitivo, y una motivación particularmente importante en deportes amateur.

Los equipos se han ido multiplicando rápidamente, por encima de las expectativas de otra región o país. Pero parece que la introducción de zapata del fútbol gaélico ha despertado una atracción irresistible hacia este deporte por la gente gallega.

 

El resultado.

Ahora hay 18 equipos de futbol gaélico formado por gallegos, más 1 exiliado en Cataluña (Gaélicos do Gran Sol), disponibles para formar parte de la selección gallega. Ese equipo representa a Galicia en los juegos mundiales de GAA cada tres años. Es como una mini-competición que se juega a lo largo de una semana en campos de fútbol adaptado. El interés por parte del equipo gallego llegó a su punto más alto recientemente, el Marzo pasado (2017), cuando se enfrentaron con el equipo francés, muy influenciado por Bretaña y una zona también conectada fuertemente con los celtas y que quizá podremos hablar más adelante. La televisión gallega negoció los derechos de televisión y retransmitieron el partido como una final internacional de GAA. Y el mismo canal, en 2014, retransmitió un partido del equipo gallego contra una selección irlandesa. Antes de que te lo preguntes, no, el equipo gallego no es gente irlandesa que vive en esa región. Diego me informó que hay más de 400 jugadores de GAA en la liga, y menos de 10 son irlandeses. ¡Bastante extraordinario! Como podéis ver, increíblemente, Galicia es funcionalmente un condado de fútbol gaélico. ¿Hacia dónde ahora? Bueno, si el GAA quiere que un condado se desarrolle y evolucione apropiadamente, tendrán que tratarlo como tal.

 

¿Deberíamos dejar a Galicia participar en el campeonato de Munster?

La oportunidad está ahí: hacer de Galicia un condado y, posiblemente, parte de la competición All Ireland. Galicia e Irlanda están bien conectadas por barco y avión, y podría ser una gran incorporación para los escasamente poblados 6 equipos del campeonato de Munster. Galicia también está razonablemente cerca de Santander, donde habrá dos salidas de barco a la semana hacia Cork, empezando este Abril. Diego apoyó mi opinión, y dijo que sería un sueño hecho realidad ver algún día a Galicia competir en el campeonato All Ireland. Posiblemente, en el futuro, el GAA podría hacer con Galicia y Munster lo que hicieron con Londres y Nueva York en el campeonato de Connacht. Por ejemplo, cada año podrían tener un equipo diferente que visite la región para la primera vuelta de partidos preliminares. Esta técnica podría, sin lugar a dudas, incrementar el interés potencialmente y además “regalar” a un suertudo equipo de Munster un agradable viaje a España cada año.

¿Y qué pasa con el viaje?

De un vistazo, el obvio punto flaco de dejar a Galicia participar en el campeonato de Munster es la logística. Lo sé, suena a locura. Un equipo español en el All Ireland no podría funcionar. Algo falso en mi opinión. Ambos, Galicia e Irlanda ya han abrazado su idea de viajar al extranjero dentro de sus equipos.

 

Equipos internacionales de GAA son la norma hoy en día

Durante años, el GAA han acogido equipos extranjeros como contendientes del All Ireland. Como se ha mencionado más arriba, Nueva York y Londres son una muestra de cómo países internacionales pueden ser incluidos con éxito. Justo el año pasado, Nueva York vino con furia al ganar en contra de Sligo en la vuelta de apertura en la competición de Connacth. Además, en 2013, Londres fue el contrincante en una final de Connacht contra Mayo. Galicia está indiscutiblemente tan bien conectada a Munster como Londres a Connacth, y seguramente mejor conectada que Nueva York. Esto demuestra que de verdad no hay problema para el GAA para incluir a los ibéricos-celtas.

 

Los equipos gallegos también suelen viajar

El GAA no es la única liga nacional en el mundo en la que los equipos tienen que cruzar mares. Los equipos de fútbol de Tenerife y Las Palmas tienen que jugar a veces contra equipos gallegos como Deportivo A Coruña y Celta de Vigo, por lo que no les queda más remedio que volar. La ciudad de Vigo está a 2 horas y 20 minutos de Dublín por aire con Ryanair, y la cercana región de Cantabria, como hemos mencionado antes, provee un ferry a Cork. Ambas opciones son más cortas que la versión Canaria (también hay viajes en barco desde el archipiélago a la península). La tradicional inclusión de los equipos canarios en La Liga muestra que un viaje a Irlanda podría ser completamente natural para los gallegos, y posiblemente muy divertido. Fernández y yo bromeamos y comparamos los presupuestos de los equipos de fútbol profesionales y los equipos de GAA. Ambos estábamos de acuerdo en que incluir a Galicia  en el All Ireland está aún a unos años de distancia. Aún así, sigue siendo el sueño de todos ellos.

 

El futuro es prometedor

Por ahora, la liga de fútbol gaélico gallega se juega en campos de fútbol 11. Es una buena forma de empezar, pero la junta gallega ahora creen que tendrán que hacer el cambio a mayores canchas. Si Galicia quiere moverse hacia la división de peso pesado senior entre condados, deberían empezar a jugar en campos de tamaño acorde al GAA. Para que esto pase, Diego cree que necesitarán más apoyo político y financiación. De cómo bien salga este cambio dependerá el futuro del fútbol gaélico en Galicia, pero pienso que se moverán como pez en el agua. Personalmente, espero que algún día podamos hablar sobre Galicia de la misma forma que lo hacemos sobre Londres y Nueva York, incluso más.

Diego me aseguró que el futuro es prometedor para el fútbol gaélico en Galicia, y que aprovechen la oportunidad mientras puedan. Entrenando árbitros españoles, llevando el fútbol gaélico a las escuelas, y solicitando becas y ayudas del GAA para llevar a cabo Cúl camps (campamentos de verano) son técnicas muy positivas. Esto reiteró su principal objetivo de desarrollar el deporte empezando por los niños.

Todo lo que el GAA tiene que hacer es facilitárselo a los gallegos y aportar una incentiva. Mientras hablaba con el director de prensa podía percibir un sentimiento de pasión y disfrute. Es ese amor por el fútbol gaélico lo que me hace creer que los gallegos están destinados a triunfar en este campo, y podrían incluso sobrepasar nuestras expectativas más salvajes.

Os invitamos a echar un vistazo a su página de Facebook aquí.

Muchas gracias para Diego Fernández Meijide por toda su ayuda.

 

 

 

Escrito por Cathal Fitzpatrick y traducido por Carmen Ruiz Hurtado.